Cristianos chinos corren a recibir su primera Biblia y lloran de emoción

Un video compartido por International Christian Concern a través de su sitio de internet, se ha viralizado por las redes sociales y ha conmocionado al público su increible reacción al recibir por primera vez un ejemplar de la Biblia la comunidad cristiana china.

Esta organización cristiana recauda dinero y trabaja para que las Biblia sean enviadas a aquellos países donde no tienen facil acceso al cristianismo, o donde es ilegal o está restringido por las autoridades, como en China.

Jeff King, presidente de International Christian Concern cuenta que muchas veces creemos que todos tienen acceso a una Biblia de manera facil, pero luego de ver este video comprendió cuan grande es la necesidad de este material para muchos países que padecen ciertas limitaciones.

EL video registra el momento en que la caja que contenía las Biblia fue abierta, todos corrieron y se abalanzaron hacia la caja para poder tomar un ejemplar. Luego, se puede ver como cada cristiano sostiene su Biblia, la beso, la abraza y hasta se emocionan con lágrimas en sus ojos. ¡Ellos finalmente recibieron el libro que da vida!, dice Jeff King con alegría.

– Ad –

Este video continúa circulando en las redes, aunque ya tiene al menos 5 años desde su publicación. Sin embargo su contenido es tan maravilloso, que vale la pena seguir compartiendolo para que no nos olvidemos de nuestros hermanos en Cristo que están en otras partes del mundo y están viviendo su fe con limitaciones y restricciones.

Las repercusiones continuan ampliandose en cada reproducción del mismo, los cristianos han manifestado la toma de conciencia que genera ver a estos cristianos desesperados por obtener su propia Biblia, mientras tanto, muchos cristianos conviven con las suyas y si quieran la leen ni la recuerdan.

Ver este tipo de reacciones es maravilloso, hace un click en la vida del Cristiano que está un poco frío distante de Dios. Muchas veces tenerlo todo a nuestro alcance, nos pone tibios y hasta nos alejamos de nuestro Señor sin darnos cuenta.

Si aún te sientes identificado con este tipo de cristiano tibio, debes saber que no es tarde. Vuelve a Dios, arrodillate a orar y comienza a caminar de nuevo en la fe, pidiendole ayuda y dirección a Dios, con un corazón sincero y humillado.

A continuación el video:

Fuente Guíame

Compartir