Empleada de FedEx testifica como Dios la guió a orar por clienta afligida

Amanda Riggan, es unaempleada de la empresa de correo FedEx, y ha dado su testimonio de cómo Dios la guió hasta la casa de una mujer que estaba muy afligida para poder orar por ella. Amanda compartió su experiencia mediante un video en facebook y rápidamente se viralizó alcanzando millones de reproducciones.

Mientras hacia su trabajo, llamó a la puerta de una casa, cuando una señora atendió. Entonces ella preguntó: ¿Cómo fue el día de fiesta? Y con lágrimas en los ojos, la señora contestó: “no fue bueno”. “Mi marido está enfermo. Él tiene cáncer”, explicó la mujer.

Su respuesta la tomó por sorpresa, y sin saber que decir, Amanda se despidió y regresó al vehículo. Fue entonces cuando sintió algo fuerte en su corazón que la llamó a actuar, aunque ella sabía que tenía poco tiempo para realizar todas las entregas del día.

– Ad –

Entonces decidió detenerse un momento, y regresar hasta la casa y tocar nuevamente el timbre. La señora volvió a salir de su casa y bajo las escalera con lágrimas en sus ojos al ver que ella había regresado y sonrió. Amanda le preguntó: ¿puedo orar por ti?. Dios tocó el corazón de la señora y ella se conmovida. Amanda tomó su mano y ella la sujetó con fuerza. Hizo una oración por ella y su esposo, señaló Amanda.

Amando obedeció el sentir que tuvo en su corazón y sin dudarlo accionó. Dios utilizó su oración para ministrar el dolor de la mujer afligida por la adversidad que estaba atravesando.

En el video grabado por Amanda, ella deja un mensaje de aliento para todos los cristianos a obedecer la voz de Dios y no dudar de su obra. Ella se pregunta si en verdad estamos obedeciendo a Dios.

“Cuando Dios está tratando de usarlo o cuando usted siente su llamado, usted mueve sus pies? ¿Te mueves? Porque yo podría fácilmente haberme ido y seguir mi día. Cuando usted siente esos tirones en las cuerdas de su corazón, y siente que necesita hacer algo, entonces pare y hagalo”, animó Amanda.

– Ad –

El testimonio de obediencia de Amanda conmovió a el pastor Franklin Graham, presidente de la Asociación Evangelística Billy Graham, y también hizo una mención especial para todos los cristianos:

“¿Y usted? ¿Pidió a Dios para ser usado hoy? Él sólo puede usarlo para llevar esperanza o aliento a alguien que realmente lo necesita”, señaló.

A continuación el video que registró Amanda (en inglés):

Fuente Guíame

Compartir